Un artista puso maniquíes muy creepys para asustar a la gente por la calle

Muchos artistas sostienen que el arte es provocación. Y un claro ejemplo de esto es Mark Jenkins, un escultor que viaja por distintas ciudades e instala unos maniquíes que si los ves te dan bastante miedito. Todos están en situaciones rarísimas, y lo que dijo el artista es que lo que busca es que la gente levante la cabeza de los celulares y pongan atención en otras cosas.

¿Qué te parece su idea?

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: Sad and Useless

Agrega tu Comentario
 
 
Contactate con RonnieArias.com © 2014 Ronnie Arias. Todos los derechos reservados.