La ciencia responde: ¿Se puede correr más rápido que un pedo?

Sabemos por los truenos y relámpagos, que la velocidad del sonido es mucho más baja que la de la luz, pero como el pedo no tiene luz (salvo que caguemos fuego, literal) tenemos una cuota de esperanza...

El sonido viaja más rápido en el agua que en el aire, y si a eso le sumamos que dificilmente podámos nadar como corrermos, y las burbujas buchonas salen por debajo de nuestra malla, evitar la flatulencia si estamos rodeados de sobrinos con atniparras o por alguno que bucea creyendo ser hijo de poseidón. 

Aun fuera del agua, y con las zapatillas de correr, la velocidad del sonido tambien es muy alta como para que podamos safar del ruido, unos 340 metros/segundo.

 

Ponele los subtitulos + traductor automático si querés toda la info.

 

 

Ahora veamos si podemos ganarle la batalla a la ola fétida.

Las moleculas de olor viajan a través del aire hasta la nariz donde se una a los receptores. 

¿Por qué viaja por el aire y no queda en un sólo lugar? Porque los fluidos (gas y líquido) se difunde en su medio, hasta que la concentración es igual en todo ese medio. Pensá en un ascensor, en seguida la alta concentración destrás tuyo (no disimules, se que fuiste vos!) se "reparte" en todo ese medio que es el aire que nos rodea hasta equilibrarse.  

El pedo promedio tiene 59% nitrógeno, 21% de hidrógeno, 9% de dióxido de carbono, 7% de metano (por eso "se prenden fuego" si apuntamos a una llama), 3% de oxígeno y apenas 1% al mal olor... menos mal.

Veremos si podemos llegár a calcular cuán rápido se "mueve" en el aire con la fórmula de velocidad de los gases.

Me llevo 2... saco la raiz cuadrada...

243 metros / segundo! Un poco menos teniendo en cuenta que chocan con las otras moléculas... pero no llegamos.

Sonamos, es imposible. Al chiste "¿sos rápido?, correme este pedo..." quedó demostrado que tenemos las de perder, seremos abrazados por su caldoso aroma, sin escapatoria.

Agrega tu Comentario
 
 
Contactate con RonnieArias.com © 2014 Ronnie Arias. Todos los derechos reservados.