El Amor en Tiempos Platónicos - (Cap.72) - ¿Y David?

El índice de todos los capítulos desde acá.

 

eaetp 72

 

Había planeado esto, Rafael tenía que jugársela por mí… pero como siempre tenía que estar a último momento. Y con esto tenía que saber si iba a hacer algo por lo que sentíamos.
Desearía haber estado ahí para ver como lo que me había imaginado se iba dando.
Mi mamá se fue con el cuaderno a la clínica.

Mamá:- Ves Gra, está pasando exactamente lo mismo que pasó con David, te lo digo como madre que la cagada se la mandó, hablá con Rafael para que arregle sus cosas con el padre.

Rafael estaba viendo desde unos metros a las dos hablando. Graciela agarró el cuaderno y se acercó a él.

Graciela:- Tenés que hablar con tu papá hijo, yo te voy a apoya a vos…

Abrió el cuaderno y le mostró la última página. Él entró con el cuaderno en la mano a la habitación.

Rafael:- ¿Papá, viste que David hablaba el otro día de lo que le pasó con el papá?
Miguel:- Sí.

Le mostró la última página y la leyó.

Rafael:- David es gay papá. El papá lo hecho de la casa cuando se enteró y se volvieron a ver cuando el viejo tuvo esa enfermedad que vos tenés ahora.

El padre se quedó callado agarrándose de la frente.

Rafael:- David se casa, se casa con un hombre.
Miguel:- Y vos no querés que se case con ese hombre, ¿no?
Rafael:- No.

Dijo y sus lágrimas cayeron automáticamente.

Miguel:- Estoy a punto de irme. No puedo decirte que me importa con quien te acostás, cuando nunca me fallaste como hijo. Tampoco puedo decirte que estoy de acuerdo o feliz, pero quiero decirte de mi boca que estoy orgulloso del hijo que tengo, que te quiero… y que me perdones por todo lo que ahora me estoy dando cuenta que hice.
Rafael:- Gracias pá… me voy a traer a David que se está yendo de viaje.

Salió corriendo y afuera estaban Gra con mamá con la oreja pegada a la puerta y Miguel. Rafael se abrazó con la mamá.

Mamá:- Vamos! Vamos nene! Que no se a que hora se va este pibe!

Dijo agarrándolo del brazo y tironeándolo. Cuando levantó la cabeza del hombro de la madre estaba Miguel Junior mirándolo con cara de enojado.

Miguel:- Vamos bro, yo te llevo…

Dijo cambiando a sonrisa y pegándole en el brazo. Salieron corriendo de la clínica y se subieron al auto.

Miguel:- No puedo creer que te gusten los pibes! No te imagino.
Rafael:- Te pido por Dios que no me imagines!
Mamá:- Bueno… bueno… bueno que el otro es mi nene.

Llegaron a la casa de mamá y David no estaba. Bajó rápido mamá.

Mamá:- ¿Mecha no viste salir a David de casa?
Mecha:- ¿A quién?
Mamá:- Darío, Daniel… con el nombre que reconozcas a mi hijo! Mi hijo! ¿Lo viste?
Mecha:- ¿No estaba en Alemania tu hijo viviendo?

Se dio vuelta resignada y lo miró a Rafa.

Mamá:- Vamos al aeropuerto.

Salieron para el aeropuerto mientras me llamaban al celular y daba apagado. Una vez que llegaron me empezaron a buscar.

Mamá:- No puede haber salido ya! No tardamos tanto… eso no sale como un colectivo.

Apareció Miguel que no lo encontraban.

Miguel:- Averigüé y avión no hay a Francia ahora.
Rafael:- Voy a llamar a German.

Marcó el teléfono

Rafael:- Ey! ¿Dónde esta David?
Germán:- En la casa de la madre calculo.
Rafael:- Estaba con unas valijas y ahora no está más.
Germán:- Ya viajó.
Rafael:- Sí, estamos en el aeropuerto pero no hay viajes a Francia ahora.
Germán:- Y si se va al norte argentino.
Rafael:- ¿Al norte?
German:- Sí, eso le dijo a Barbie.

Mi mamá lo miraba con cara de no entender nada

Germán:- ¿Ustedes ven a una persona con valijas y no le preguntan a donde va?
Rafael:- ¿Para qué? Si sabíamos a donde iba…¿a que va al norte?
Germán:- A buscar a los padres de Andrea.

Le cortó el teléfono sin saludar.

Rafael:- Se va al norte del país, no sale por el aeropuerto internacional.

Salieron rápidamente para cambiar de aeropuerto, Rafael se bajó antes que Miguel encuentre estacionamiento y recibe un llamado de Barbie

Rafael:- Hola.
Barbie:- ¿Dónde estás?
Rafael:- En el aeropuerto.
Barbie:- Me imaginé! Germán no me escucha… se iba en tren al norte.
Rafael:- ¿En tren?

Sin soltar el teléfono empezó a correr al auto para que Miguel no estacioné.

Rafael:- Nos vamos a la estación de trenes.

Volvió al teléfono.

Rafael:- ¿Qué se le dio por ir en tren?
Barbie:- No pregunté.

Cortaron el teléfono, recorrieron la ciudad y llegaron a la estación de trenes. Empezó a correr por la estación y no veía nada.

Rafael:- ¿Dónde averiguo de donde salen los trenes y a que hora?
Miguel:- No se si podes averiguar al norte argentino, anda a saber a donde fue.

Rafael ve que Bárbara y Germán vienen corriendo hacia él.

Barbie:- ¿No viste las llamadas perdidas?
Rafael:- No
Barbie:- Estoy dale llamarte! Hablé con Naty recién… a ella le dijo que se iba a buscar a los padres a Punta del Este
Rafael: ¿Punta del Este? Se tiene que haber ido a tomar el buque bus.
Miguel:- Vamos!
Rafael:- No puedo estar recorriendo la ciudad así.
Miguel:- Se va con el franchuteeee.
Rafael:- Vamos.
Barbie:- Para! ¿Qué hago? Me quedo acá por si aparece… no se cual de las dos entendió mal lo que David dijo.
Rafael:- Me llamás si aparece, quedate un rato.

Se fue al puerto de donde sale el buque bus a Punta del este… y ahí estaban Naty y Fede.

Naty:- Yo estoy segura Rafa, que me dijo que se iba a Punta del Este.
Fede:- ¿Hay alguna otra forma de irse a Punta del este que no sea en buque bus?
Mamá:- En micro se puede.
Fede:- Para! Para todo esto! ¿A Valeria la llamaste?

Todos se quedaron mirando entre todos… menos Miguel que miraba el buque.

Mamá:- No puedo creer que no se me haya ocurrido, siempre llamándola a ella por cualquier cosita de David y por esto no.

Sacó el teléfono y marcó.

Mamá:- Hola Vale.
Vale:- Hola Betty, ¿llama para chusmearme un ratito?
Mamá:- Estoy un poco apurada en verdad.

Rafael estaba apurándola al lado

Mamá:- ¿David... sabés donde está?
Vale:- ¿En tu casa, no?
Mamá:- Estaba en casa, pero estaba con las valijas y ahora viajó y la verdad es que no sabemos a dónde.
Vale:- A Camboriú.

Tapó el tubo y habló a los que tenía al lado.

Mamá:- Cagamos, esta nos agregó otro lugar.

Volvió al tubo.

Mamá:- Vale, ya estoy cansada y un poco podrida no me vas a la terminal de ómnibus y te fijas si lo ves a David.
Rafael:- No, no, no… yo voy igual.
Mamá:- Ya te llamo Vale.

Cortá.

Rafael:- Vaya Bety… pero yo ya lo quiero encontrar.
Mamá:- Te acompaño.

Fueron a la terminal y estaba Vale esperando.

Vale:- Acá no está.

Rafael miró su teléfono.

Rafael:- De ninguno de los otros puntos me están llamando.

Empezó a llorar.

Rafael:- Ya se debe haber ido… y en unas horas va a estar con los papás del francés… y debería estar con mis papás.
Mamá:- Vamos para casa, llamá a los otros dos puertos Vale… que también vayan para allá.

Fueron Miguel, mamá, Vale y Rafa en el auto, callados y llegaron a casa de mamá. Ya estaban en un auto esperando Fede, Naty, Germán y Barbie. Cuando Rafael se bajo del auto, todos también lo hicieron. El primero en acercarse a consolarlo fue Fede, su más amigo. Todos subieron, se sentaron en la mesa de la cocina.

Mamá:- ¿Dónde esta este pibe?
Vale:- ¿Por qué no atiende el teléfono?
Barbie:- No entiendo porque a todos nos dijo cosas distintas.

Todos se quedaron callados pensando y entra Roberto.

Roberto:- ¿Por qué las caras largas?
Mamá:- No encontramos a David, se fue.
Roberto:- ¿A dónde?
Mamá:- No sabemos… agarró las valijas y se fue.
Roberto:- ¿Qué valija agarró?
Mamá:- Las de él, de viaje…
Roberto:- Recién entré a su habitación y están todas ahí las valijas.

Todos levantaron la cabeza rápido y lo miraron. El único que reaccionó en moverse y entrar a la habitación a ver fue Germán.

Germán:- Están ahí. Están abiertas y con cosas adentro.
Naty:- Y para que hizo las valijas y todo este circo.
Vale:- Las valijas nunca las deshizo.

En ese mismo momento entra Leandro.

Leandro:- ¿Qué paso? Recién me llegan todos tus mensajes Vale y vine para acá.
Vale:- Para saber si sabías algo de David.
Leandro:- No le veo desde el casamiento yo.

Rafael los vio hablar y recordó el pedido que le hice.

Rafael:- Ey ustedes dos, se piensan que todos nosotros no sabemos lo que pasa entre ustedes.

Todos lo miraron boquiabiertos y Rafael estaba colorado, le daba vergüenza estar hablando de eso.

Vale:- ¿Qué?
Rafael:- Somos gente grande, miren la situación en la que estoy yo. Ustedes dos se tienen, ahora… sin ningún obstáculo.

Empezaron a acercarse.

Rafael:- Déjense de joder, que se quieren desde la primera vez que se vieron.

Se abrazaron y se dieron un beso

Leandro:- Es verdad, quiero estar con vos desde la primera vez que te vi.

Y según me cuenta “desde la primera vez que te vi” empezó a sonar como eco en su cabeza.

Rafael:- Desde la primera vez que te vi. Ya se dónde está
Miguel:- ¿Te llevo?
Rafael:- No, esto lo tengo que hacer solo.

Entró al teatro donde la orquesta siempre ensayaba y David ahí estaba; en la misma butaca que estaba sentado la primera vez que lo vi pasar por el pasillo que ahora estaba pasando.

Rafael:- No te fuiste de viaje a ningún lado.
David:- ¿Para qué? a último momento me ibas a ir a buscar y por cualquier razón que me des iba a decidir quedarme... ya gasté en un pasaje a Francia que no usé, no voy a tirar más la plata.

Sonrió y me miró fijo callado, daba pasos despacio pero hacia mí.

David:- Acá era a donde tenía que viajar, al lugar donde estaba esa vez que te tendría que haber dicho que sabía que te amaba desde ese momento.
Rafael:- Y acá te vine a buscar, donde te tendría que haber dicho que yo también te amaba… te amo.
David:- ¿Te hice recorrer mucho?
Rafael:- Todo lo que tenías planeado.
David:- Son tan predecibles todos.
Rafael:- Ya está, ya hablé con mi familia… ya me jugué por vos.
David:- Era hora.
Rafael:- ¿Ahora me dejás hacerte feliz?
David:- Ya empezaste desde que atravesaste esa puerta.

Fin

Comentarios
 
Enviado por Natalia - 24.08.2016 - 19:26 hs
Me encantó! La encontré por casualidad, apareció en mi muro de fb y empecé a leerla pensando que era un post corto. Es muy buena, queremos más!
 
 
Enviado por daniela - 07.08.2016 - 16:05 hs
Hermosa historia!!! No pude parar de leerl, quiero una segunda parte :)
 
 
Enviado por Gloria Sisnero - 06.08.2016 - 23:50 hs
Que bello libro,e hizo llorar y reir mucho, lo disfruté con todo mi ser
 
 
Enviado por Roco - 25.07.2016 - 10:55 hs
Me encantó! Amé este libro,que me enganchó desde el primer renglòn!
 
 
Enviado por Lucia - 21.05.2016 - 19:24 hs
ameeee esta historia!!!! amé a David y a Rafa..amé a cada personaje y me encantaría saber si esta historia está en libro para comprarla!!! Felicitaciones, fue hermoso pasar mis tardes en el trabajp leyendo esto.
 
 
 
Agrega tu Comentario
 
 
Contactate con RonnieArias.com © 2014 Ronnie Arias. Todos los derechos reservados.