Astrología sexual 1.
04/10/2012

Por @WaldoCasal.

Descubrí las claves de la conquista. Para los últimos 6 signos, acá.

 

 

Waldo Casal.

 

 

Aries

La mujer de Aries, personalidad sexual: Tenés verdadera fuerza vital, pasión y atrevimiento. Te importa la sexualidad y la conquista, y no descansás hasta conseguir tu objetivo. Ardiente e impetuosa, solés tomar la iniciativa, porque querés un hombre que esté a tu altura: decidido, frontal y capaz de vivir el sexo con intensidad y sin vueltas. Para vos la sexualidad forma parte inseparable del amor, tanto que cuando se apaga el fuego, el cariño se desvanece rápidamente. Te gusta que te posean con vehemencia y a veces concretás todas tus fantasías, que se relacionan más con un sexo fuerte que sensual. Como pareja, sos franca, sincera, fogosa y fiel al extremo.

El hombre de Aries:  Es un hombre audaz, fuerte, vivaz, y dinámico. Tiene una personalidad avasalladora y dominante por lo que difícilmente acepte un no por respuesta. Le gustan los riesgos, los obstáculos y las situaciones difíciles donde tenga que competir y pueda ganar. Porque él es un luchador nato, un innovador, alguien nacido para vencer en todas las contiendas. La vida con él es siempre una sorpresa y a su lado no hay manera de aburrirse. La rutina, los horarios y la dependencia no se hicieron para su personalidad. Siempre busca el cambio, las nuevas experiencias, todo lo que le permita vivir con absoluta intensidad. No es un buen diplomático ni se destaca por su cortesía, pero es frontal, directo y de una sola palabra. Ama la verdad y la justicia, y pelea por ellas hasta las últimas consecuencias. Para él la vida debe ser sencilla y las personas demasiado complicadas lo sacan de quicio, de la misma manera que las mujeres indecisas o las situaciones histéricas. No suele perder tiempo en flirteos, ni esperando respuestas, porque para él es blanco o negro. Tal vez sea algo impulsivo y un tanto agresivo, pero sus explosiones duran muy poco y no conoce rencor ni reproches.

La sensualidad del hombre de Aries: Él es todo un hombre: viril, agresivo, directo. Prefiere los desafíos y los obstáculos. Por lo tanto para conquistarlo nada mejor que mantenerse un poco distante. A él le gusta pelear por la mujer que desea, sentir que él es quien ha logrado despertar su interés. Lo seduce una mujer natural, arreglada, pero poco producida, que muestre su belleza y su frescura. Una vez que estés a su lado, demostrale todo lo que sentís, lo mucho que lo amás y cuánto te importa. Esto, en todos los aspectos, pero sobre todo en la sexualidad. Si hay algo que un ariano no soporta es la distancia y la frialdad en la cama. La pasión define su vida y quiere una compañera que disfrute del sexo verdaderamente. Esto significa precisamente que goce experimentando todo el tiempo. Para él no hay horarios ni medidas, porque es un ser potente al que le gusta explorar, en especial los juegos fuertes. Si estás dispuesta, con él tu vida se transformará en una aventura permanente y sin dobleces. Como al hombre ariano no le gusta simular, cuando el fuego se apague se irá sin esperar un segundo. Pero si la pasión se mantiene y él es capaz de sentirla hasta el final, vivirás un romance inigualable.

Mejores parejas: Géminis, Leo, Sagitario y Acuario.

Las fobias masculinas: La pasividad sexual y el exceso de perfume.

Las zonas erógenas de él: Masajéale la cabeza, suave pero firme, y luego el rostro, los labios…

Las zonas erógenas de ella: Te gusta que te recorra con la boca el cuello, las orejas, los ojos y la nariz.

Tauro

La mujer de Tauro, personalidad sexual: Sos maternal, acogedora, dulce y romántica, y esperás a un hombre tierno, protector y paciente que, además de sexualidad, te dé la seguridad afectiva que necesitás. Adorás la suavidad, el erotismo y todos los placeres sensuales: aromas deliciosos, comidas exquisitas, la suavidad de la seda, una música que te haga soñar y las palabras que te envuelvan. Convertís las noches en hechizo de amor y erotismo y transportás a tu pareja al paraíso en un instante. Sólo necesitás unas gotas de perfume, una textura envolviendo tu cuerpo y las promesas de sus labios ardientes. Como pareja sos noble, fiel y definitiva.

El hombre de Tauro: Es un hombre posesivo, protector y sumamente sensual. Bastante inseguro, tiene necesidad de tener para alcanzar su tranquilidad. Esto en todos los sentidos, tanto en lo material como en los sentimientos. Concibe el amor como la posesión del otro, en cuerpo y alma. Su carácter, en general, se muestra tranquilo y apacible. No le gustan las peleas ni las discusiones y suele hacer todo lo posible por conciliar los estados de ánimo. Sin embargo, cuando se enoja es mejor que uno se encuentre lejos, porque, aunque escasos sus arranques de ira son brutales y duraderos. Su temperamento obstinado hace que sus decisiones, para bien o para mal, sean definitivas. Cuando se enamora, no ceja hasta conquistar a quien desea, cuando abandona jamás se arrepiente ni regresa. Su personalidad es como una sólida montaña, majestuosa e inmodificable, que puede dar toda la seguridad del mundo o derrumbarse en un instante. De todos modos, sus sentimientos suelen ser profundos y busca desesperadamente echar raíces y establecerse. Para él, el amor y la familia son sus objetivos más importantes y por eso sueña con encontrar una mujer suave y sensual que pueda acompañarlo en la aventura de sembrar para el futuro. Tal vez sea un poco celoso y controlador, pero asegura una vida segura, romántica y armónica.

La sensualidad del hombre de Tauro: Él busca una mujer con todas las letras: femenina, suave y tenue. Una mujer que use ropa entallada, de texturas adherentes y se maquille y perfume siempre como para una noche de pasión. Por lo tanto, si te enamoraste de un Taurino, arreglate cuanto puedas, sé paciente y esperá a que él tome la iniciativa. Tal vez se demore, tal vez te observe por semanas, tal vez te invite más de una vez a salir sin decirte ni una sola palabra de amor. Para él el cortejo es algo serio, como una coreografía en la que cada paso tiene suma importancia. Sus galanteos pueden durar toda la vida, porque para él son parte indisoluble del amor, que es un rito. Lo mismo esperará de vos: sensualidad, coqueteos y erotismo de por vida. Él sueña con noches mágicas, cenando a la luz de las velas, bailando hasta sentirse transportados por la emoción. Su sexualidad es intensa, pero también llena de juegos, texturas y humedades. Sabe disfrutar de los sentidos ya que es un innegable sibarita. A su lado, las experiencias sensoriales no tienen límites y la sensación de seguridad y plenitud tampoco.

Mejores parejas: Cáncer, Virgo, Capricornio y Piscis.

Las fobias masculinas: Las comparaciones con otros hombres.

Las zonas erógenas de él: Besale con ternura y pasión el cuello, en especial la parte de la nuca.

Las zonas erógenas de ella: Disfrutás cuando él te mordisquea bajando desde el cuello hasta el pecho.

Géminis

La mujer de Géminis, personalidad sexual: Sos una mujer dual, lo que no es fácil de sobrellevar: arreglada y deportiva, romántica y práctica, distante y apasionada, interesada en el sexo y en el intelecto. Buscás a un hombre fuerte, sólido y en especial, que no te aburra jamás. Tenés demasiada imaginación y pretendés llevar a cabo todas tus fantasías (que son muchísimas). Para eso necesitás una pareja en todo el sentido de la palabra, alguien con quien jugar, curiosear y experimentar todas las facetas del amor. No querés perderte nada: hacer el amor en lugares insólitos, en posiciones exóticas, excitarte con películas, con objetos o mirando. Pero, desde luego, esto no es todo, porque además de un amante perfecto buscás un compañero con quien conversar. Tal vez pidas demasiado, pero con tu atractivo, nada se te hace imposible.

El hombre de Géminis: Él nació para seducir, para deslumbrar con su mirada infantil y con su sonrisa que siempre parece decir que una es lo más importante de su vida. Conquista con sus palabras, con sus gestos, con su ternura y audacia. Es como un chico cómplice y juguetón ante el que nadie puede reprimir una sonrisa. En general, despliega una actividad arrolladora y posee una energía a toda prueba. Su curiosidad no tiene límites, siempre quiere saber algo más, decir algo más, explorar lago más. Para él la libertad y la independencia son esenciales, no quiere atarse a nadie, ni siquiera a sus propios sentimientos. Naturalmente dual, puede hacer muchas cosas al mismo tiempo: estudiar más de una carrera, tener más de un trabajo o amar a más de una persona. Es que siente el impulso irrefrenable del tiempo que se le escapa, como si percibiera las vidas que se pierde viviendo solo la de él. Por eso se lanza a la aventura y a la conquista del mundo entero si es posible. Pero más allá de este ínfimo defecto es un hombre único, capaz de hacerte tocar el cielo con las manos, porque su espíritu eleva como si tuviera la fuerza de un cometa.

La sensualidad del hombre de Géminis: Aventurero, atractivo, inconstante. Conquistar a este hombre puede transformarse en una auténtica y fascinante aventura. Sólo es preciso contar con audacia, paciencia y confianza. Atrevete a tener todos los looks diferentes con los que él pueda soñar: deportivo, sexy, elegante, tradicional, excéntrico (obviamente todos con un aspecto juvenil e insolente). Cuanto más cambies, más cerca estarás de que él se pierda definitivamente por vos. Porque seducirlo por una noche es una tarea sensible: él siente tal innata curiosidad, que todo lo nuevo y diferente lo enciende. Pero lo difícil es mantenerlo apasionado y, sobre todo, fiel. Su naturaleza dual lo impulsa a conocer otros cuerpos, otros corazones, otras formas de amar. Por eso necesita una mujer que no sea solo una, sino que le brinde una imagen distinta cada día y que lo sorprenda a cada instante. No debe tener ni un momento para pensar, sino para disfrutar de las propuestas. Porque es lo que verdaderamente ansia, una vida donde todo sea posible, en especial en la cama. Añora una compañera sin inhibiciones, que esté dispuesta, de su mano, a vivir toda clase de experiencias. A este hombre le gusta todo, pero en especial, mirar. A sí mismo y a otros. También lo seducen los cambios de roles, es decir, que la mujer pasa a ser activa y masculina. Si lográs despertar y mantener su curiosidad sexual, este hombre te hará sentir todo lo que alguna vez soñaste.

Mejores parejas: Leo, Libra, Acuario y Aries.

Las fobias masculinas: Cualquier signo de vejez.

Las zonas erógenas de él: Besale suavemente sus brazos desde las muñecas hasta las axilas.

Las zonas erógenas de ella: Cualquier caricia te erotiza, en especial en los brazos y las piernas.

 

Cancer

La mujer de Cáncer, personalidad sexual: Sos absolutamente femenina: dulce y seductora, pero distante. Guardás siempre tu lugar, ese de quienes miran y dicen desde lejos qué hombre les interesa. Vos elegís, y él debe hacer el resto, aquéllo que cuadra a un conquistador. Te gusta el flirteo, la espera, la etapa previa al amor que te permite conocer al otro y también fantasear. Después, cuando te entregás, sabés hacerlo a pleno y el sexo se transforma en intensos juegos de sensualidad, donde tu imaginación se plasma sin timidez. Como pareja sos posesiva, romántica y protectora.

El hombre de Cáncer: Introvertido, de humor cambiante, este hombre es sensitivo y sensible. Aunque se esconda debajo de su duro caparazón, no puede evitar que sus sentimientos afloren y se expresen. Él necesita pertenecer y que le pertenezcan, necesita tomar a su mujer de la mano y construir con ella una vida que, enraizada en el pasado, se proyecte hacia el porvenir. Nada lo desvela más que encontrar a ese ser que esté dispuesto a realizar proyectos. La mujer de sus sueños es frágil, reservada y paciente. Debe tener una mirada protectora y las palabras justas para encenderle el cuerpo y el alma. Porque a él le cuesta entregarse y siente un profundo temor al sufrimiento y a la desilusión. Por eso no suele apresurarse en el amor. Primero observa y mira medrosamente, y se va aproximando con lentitud, como para asegurarse de que ha elegido y continúa eligiendo bien. Una vez que se decidió es un ser que atrapa entre sus pinzas poderosas. Su espíritu protector da la seguridad de su corazón generoso, que está dispuesto a entregar todo, absolutamente todo lo que es y lo que siente.

La sensualidad del hombre de Cáncer: Tradicional, hogareño y familiero, para este hombre el sexo y el amor van muy bien juntos. Por lo tanto, si querés conquistarlo, tenés que entender que a él le gusta una mujer sencilla y algo conservadora, que tenga una imagen maternal más que la de “come hombres”. Con él hay que tener paciencia, una vez que esté seducido, no tendrás porque dudar de su amor. Por supuesto, no es sencillo, porque él es desconfiado y sólo se abrirá cuando esté seguro de que tus sentimientos son tan verdaderos e invulnerables como los de él. Cuando lo consigas, él estará a tus pies, aunque siempre intente ocultar sus misterios. Pero, guiada por tu intuición, podrás ir develando sus secretos. En el sexo se entrega apasionadamente y disfruta tanto de la ternura como de la posesión.

Su sensibilidad le permitirá conocer tus sensaciones más íntimas, porque él sabe amar y posee un innato conocimiento del otro, de aquello que le gusta y de lo que puede hacerlo gozar, aún sin saberlo. Con el hombre de Cáncer todo es cuestión de dejarse llevar entre sus brazos y vivir y sentir en plenitud.

Mejores parejas: Virgo, Escorpio, Piscis y Tauro.

Las fobias masculinas: Las relaciones con sangre y el vello, en especial en la cola.

Las zonas erógenas de él: Besale apasionadamente el pecho, recorre con tus labios desde el pecho hasta la cintura mientras le acaricias la espalda.

Las zonas erógenas de ella: Te fascina que te acaricien y te besen las lolas, todo en forma suave y muy lentamente.

Leo

La mujer de Leo, personalidad sexual: Sos una mujer decidida y con iniciativa, que jamás demora sus deseos. Tu natural atractivo te permite obtener a quien quieres cuando quieres, solo tienes que elegir y chasquear los dedos. Tu presencia es deslumbrante y tu sexualidad atrapa, porque todo tu cuerpo emana pasión y erotismo. A través del sexo no solo obtenés placer en cantidad, sino también esa cuota de admiración que necesitás. Para los hombres sos una diosa y eso es lo que más te gusta. Cada uno te hace sentir perfecta y solo elegirás a aquel que esté dispuesto a satisfacer todas tus fantasías y que, además, te considere lo que sos: incomparable.

El hombre de Leo: Atractivo, seductor, extrovertido y encantador, nadie puede sustraerse a sus encantos. Sabe que es un ganador nato y nunca está dispuesto a darse por vencido. Lo impulsa su necesidad de dominar y conquistar a todos a su alrededor. Él necesita que lo reconozcan, que sepan que es el que manda en todos los aspectos de la vida, porque él es un rey majestuoso, alguien que está un poco más allá que todos los demás. Aunque su naturaleza es insegura, sabe aparentar firmeza y destacarse. Su carisma le permite seducir sin límites, pero él siempre busca algo más, alguien que le satisfaga plenamente tanto a su cuerpo como a su ego. Necesita una mujer que todos admiren, pero además que lo admire a él por sobre todas las cosas. Solo alguien así despierta su verdadera pasión, el resto sólo son fuegos de artificio, conquistas que acumula como trofeos menores. En su corazón espera al verdadero amor que lo haga sentir pleno en todos los aspectos de su vida.

La sensualidad del hombre de Leo: La mujer que lo enamore debe ser especial, que jamás pase inadvertida tanto por su personalidad como por su look. Él pretende que llame la atención, que siempre sea una reina, que tenga savoir faire, encanto, un aspecto sensual y provocador, a la vez que elegante y aristocrático. Él necesita alguien deslumbrante que se obnubile por él, alguien que brille sin opacarlo, alguien que le demuestre lo mucho que lo ama, sin que esto tenga una actitud de sometimiento. El hombre de Leo es un hombre que quiere salir airoso de todas las batallas debido a sus condiciones y no por la debilidad de su contrincante. Y para él, la sexualidad y el amor son una contienda más. Por eso, más que un juego el sexo es un debate de capacidades. Él quiere ser admirado y trata de ser el mejor amante. Goza tanto con su propio placer como con la mirada de éxtasis de su compañera. Precisa saberse el mejor, el único, el que ha conseguido lo que otros no pudieron ni supieron. De este modo el sexo con él se transforma en una exquisita gama de posibilidades, donde todo está dispuesto para el goce.

Mejores parejas: Libra, Sagitario, Aries y Géminis.

Las fobias masculinas: Que no lo admiren sexualmente y que lo menoscaben o menosprecien.

Las zonas erógenas de él: Masajeale la espalda y el pecho, con caricias sensuales y eróticas.

Las zonas erógenas de ella: Te gusta recostar tu espalda sobre el pecho de él y que te acaricie las lolas desde atrás.

Leo

La mujer de Virgo, personalidad sexual: Para vos, sexo y amor van siempre juntos. No estás dispuesta a experimentar lo contrario porque sabés que de hacerlo te sentirías desilusionada, triste y vacía. Buscás un hombre con quien compartir una entrega mutua y total, donde se fundan los cuerpos y las almas. Cuando lo encontrás, entonces las inhibiciones y la timidez caen y dan paso a un encuentro completo, que ya no tiene nada que ocultar. En el amor todo está permitido y más aun, debe experimentarse para llegar así a una fusión absoluta. Todo se comparte: las fantasías, los juegos solitarios. Como pareja, lo das y lo hacés todo por amor.

El hombre de Virgo: Tímido, organizado, paciente, perfeccionista. Posee un cerebro tan perfecto como un reloj. Para él todo en la vida se puede alcanzar con orden y método. Le interesan los detalles y cree que allí reside el secreto de la vida y de las personas, por eso es un gran observador, alguien capaz de adorar o descartar al otro por un simple gesto o rictus inadecuado. Se siente cómodo en las tareas rutinarias, en lo que conoce y puede manejar. Los cambios y los desafíos le cuestan a causa de su inseguridad y de su espíritu hipercrítico que siempre exige y se exige un poco más. Detrás de su mirada tibia y de su aspecto frágil, distante y tímido, se esconde un ser de una inteligencia inusual, al que no le interesa sobresalir por banalidades. Él es un intelectual, alguien que no necesita medirse para saber que es un poco superior al resto.

La sensualidad del hombre de Virgo: No esperes de él una declaración inmediata ni efusiva, ni tampoco supongas que alguna vez vaya a ser muy demostrativo. El hombre virginiano es tímido y básicamente pudoroso de sus sentimientos. Por eso hay que esperarlo y seducirlo con los atributos que él privilegia: la sensatez, la meticulosidad y la pulcritud. Es muy conservador, por lo que quiere una mujer que se vista formalmente, que no busque llamar la atención, ni con la ropa ni con el perfume, él pretende una dama sencilla. De este modo, si sos paciente y sabés descubrir el amor en su mirada, encontrarás en él a un compañero gentil, galante y generoso. Es probable que no sea sexualmente creativo, ni demasiado imaginativo pero en cada encuentro físico su entrega será total e intentará complacerte de todas las maneras. Para él, la sexualidad forma parte indisoluble del amor y la posesión, por eso disfruta al máximo en todas las posiciones en las que estés más encadenada que libre (en especial de espaldas). En cuanto a la relación de pareja, se mostrará siempre considerado, protector y solidario y, aunque tal vez sea demasiado exigente y crítico, no hay que olvidar que él es el primero que cae en su propia severidad.

Mejores parejas: Escorpio, Capricornio, Tauro y Cáncer.

Las fobias masculinas: Los olores y ver cómo la mujer se higieniza después del acto sexual.

Las zonas erógenas de él: Acariciale las piernas, subiendo despacio y demorándote allí todo lo que les permita la excitación.

Las zonas erógenas de ella: Te gustan los besos en todo el cuerpo, en especial la zona del ombligo.

Para los últimos 6 signos, acá!

Para más información podes buscar a Waldo en su ecosistema digital:

www.waldocasal.com

www.facebook.com/pages/Waldo-Casal/126893560745472

[email protected]

Ilusrtraciones de Aldana Ogorodnik 

« Volver atrás

99 comentarios para Astrología sexual 1.

  1. MARCIA dice:

    el de la mujer de Leo esta incompleto!

  2. mocha dice:

    Soy cáncer y el Virgo hay amor pasión e imaginación será para siempre?

  3. maria dice:

    Waldo sos lo más, me encanta tu horóscopo y tu buena energía.
    Pero es injusto, queremos más de mujeres, porque tanto de lo hombres?? Esperamos más info de las mujeres de cada signo. besos!

  4. luly dice:

    de todos los buenos y románticos cáncer a mi me toco el peor. el mio es fiestero, gatero, amante de pe dejas de 17 q va de putitas a esperanto, prefiere la joda con amigos perdedores antes q a su familia o su novia. Ah y no es una etapa, el tipo tiene mas de 35. Ronnie tiene q escribir un artículo en el q te diga de q signo son los hdp!

  5. Fernanda dice:

    Mmm… Interesante… Soy una bipolar hasta en el horóscopo el amor, jajjaja
    Aguante Géminis :)

  6. Ana dice:

    todo perfecto pero yo soy Taurina y amo a un hombre de Aries

  7. Aldana dice:

    Y PISCIS????????

  8. meli dice:

    totalmente de acuerdo con virgooo!!! tiene que ser acompañado de amor si no me siento mal,vacia…

  9. cecilia dice:

    Es tal cual!! 100% de acuerdo con la descripción de mi signo Aries!

  10. Lilia dice:

    Con mi novio somos TAN #Aries… La descripción es tal cual somos =D

  11. Caro dice:

    Soy Cancer, y es asi.jaja. Estoy con un ariano. Nos llevamos pero recontra bien y es todo verdad!!!

  12. loly dice:

    Soy de geminis y todo lo q lei es realmente cierto!

  13. antonela dice:

    hola queria saber que compatibilidad hay entre una mujer de leo y un hombre de tauro

  14. antonela dice:

    hola queria saber son compatibles una mujer de leo y un hombre de tauro?

  15. Eliana dice:

    No comparto los besos en el ombligo… la espalda sì!! Pero es verdad, no puedo concebir el sexo sin amor…. pensè q era yo la anticuada! Gracias Waldo!

  16. lilianaLED dice:

    MUY ACERTADO PARA VIRGO.

  17. victor dice:

    no pudo estar mas acertado mi signo! (cancer) estoy en una etapa donde kiero algo realmente serio, lo espero con ansias… peeero tampoco desespero. Virgo, Escorpio, Piscis y Tauro los espero con brazos abiertos

  18. Porque hay mas de la parte de los hombres que de las mujeres

Dejá tu comentario

(*) los campos son requeridos